(3-mayo-2019) Mensaje de monseñor Stanovnik para los participantes de la fiesta de la Cruz de los Milagros.-

Saludo con motivo de la fiesta de la Santísima Cruz de los Milagros

Corrientes, 3 de mayo de 2019

Saludo cordialmente a toda la comunidad correntina, a sus autoridades, a las instituciones que están al servicio del bien público, y de un modo particular, a mi hermano arzobispo Mons. Domingo Salvador Castagna, a los sacerdotes, y a toda la feligresía que está participando en la tradicional procesión y misa en honor a la Santísima Cruz de los Milagros, y culminando de este modo el programa de las celebraciones del Mes de Corrientes.

La visita que estamos realizando un grupo de obispos argentinos al Santo Padre me impide estar con ustedes en un día tan importante, no solo para nuestra ciudad sino para toda la región del Noreste Argentino. Ayer por la mañana, en la audiencia que tuvimos con el papa Francisco, tuve la ocasión de transmitirle la fe del pueblo correntino, el afecto y la admiración que sentimos por él, y, especialmente, que tenga la certeza de que todos los días rezamos por él y por su misión. También le dije que cuando venga a visitarnos, le aseguramos que se va a hallar entre nosotros.

A partir de aquel lejano 3 de abril de 1588, fuimos evangelizados con el mensaje que irradia la Cruz y, bajo esa luz, fuimos aprendiendo a caminar como hermanos y a integrarnos como pueblo peregrino en estas hermosas tierras del Taragüí. Durante esa travesía, aun en los períodos más difíciles, jamás nos abandonó la tierna Madre de Itatí. Hoy, ante la Cruz de los Milagros, y suplicando la protección de nuestra Madre, agradecemos la memoria del bautismo que nos hizo cristianos, y, al mismo tiempo, renovamos nuestro compromiso de ser testigos valientes de la fe que profesamos.

Que la feliz memoria de la Santísima Cruz de los Milagros derrame abundantes gracias sobre autoridades y pueblo. Y que María de Itatí nos proteja de todos los peligros y nos enseñe a cuidarnos unos a otros.

Los abrazo a todos y bendigo, en el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

† Mons. Andrés Stanovnik OFMCap

Arzobispo de Corrientes